La Parte Oscura

-No quiero mirar atrás porque para mí cualquier tiempo pasado fue peor, por eso vivo el presente y procuro no olvidar para tener siempre presente de dónde salí.

Así como los pueblos no deben olvidar su historia para no repetirla, las personas no debemos olvidar nuestro pasado para poder tener una plataforma desde la que mejorar.

Los tiempos oscuros tendemos a olvidarlos pero quizás sea mejor tenerlos presentes.

Tenemos una mente poderosa y desconocida y ella puede hacernos navegar por mares oscuros y revueltos dónde habitan monstruos marinos que pueden tragarnos y en su interior vivir toda suerte de terrores y oscuridades que pueden retenernos para siempre y convertirnos en seres miedosos y prisioneros de los peores fantasmas.

Pero si queremos salir de ésa cárcel oscura debemos enfrentarnos a ésos fantasmas monstruosos y conocer su poder y alcance para poder vencerlos y liberarnos.

Gran error tratar de esconderlos y olvidarlos porque ellos nunca desaparecen y cuando menos lo esperemos reaparecerán y nos tendrán a su merced siempre y cuando quieran.

Por eso afróntalos, plántales cara analízalos a ellos y su influencia en ti, adivina que se esconde tras ellos y llega al fondo de ti mismo y entonces alcanzarás la libertad, tú libertad.

Nunca debes rendirte porque si no paras en tu lucha al final ellos se retirarán y la luz aparecerá en tu vida.