Qué importa a Qué me dedique.

Amigos todas las profesiones son respetables

Siempre que no sean profesiones o actividades criminales.

Un narcotraficante o un terrorista nunca pueden ser respetables.

Porque son nidos de maldad y crimen.

Pero las que conjugan trabajo y esfuerzo son todas respetables.

Yo no os cuento a que me dedico

Pero os diré que no está relacionado con el crimen.

Porque hay actividades que pueden estar mal vistas

Pero que están reguladas por ley

Y aunque a algunas personas les resulten sospechosas son legales y lícitas.

Hay perjuicios infundados que pueden condenar injustamente algunas actividades.

Yo solo quiero denunciarlo como injusticia

Y os dejo a vosotros que penséis

Y decidáis que puede aparentar ser mala actividad

Cuando es totalmente normal.

Perdonarme  que no sea más claro

Pero pienso que es lo mejor.

Hay que cultivar la imaginación

Y el pensamiento.