Descubrimientos.

La ciencia avanza y hace descubrimientos sobre el Universo, la materia y sobre nosotros mismos, y yo me alegro, conocer mejor todo lo que nos rodea y su mecanismo es bueno y necesario, porque de ello depende nuestro futuro sobre la Tierra.

Porque nosotros los humanos habitamos en dos universos, el exterior y el interior, y nuestro mundo interior, ése en dónde habitan los sentimientos y las emociones condiciona toda nuestra vida.

Todo lo que vemos del mundo exterior es filtrado por nuestro interior, y el mundo de las emociones nos controla y nos permite o nos impide ver lo que nos rodea.

Vamos construyendo nuestros sentimientos desde que flotamos en el vientre de nuestra madre, y allí poco a poco comienza la construcción de nuestro ser más profundo, y al llegar al mundo nuestros ojos, oídos, olfato y tacto van absorbiendo sensaciones y pensamientos, y ésas sensaciones y pensamientos nos definirán.

Necesitamos respuestas y las vemos, las oímos y construimos un grupo familiar, y más adelante nos hacemos conscientes de dónde y con quién compartimos ideas, pensamientos, y sentimientos.

Si el mundo exterior es importante para la vida, nuestro cerebro y nuestro mundo interior es fundamental para sacar el mejor jugo a ésa vida.

Libertad y conocimientos, ésas posiblemente sean dos cualidades que necesitamos para alimentarnos.

Conocimientos para tener visión, para saber, y libertad para que nosotros a nuestro ritmo podamos ordenar los conocimientos, las sensaciones, y los sentimientos.

Y quizás con un poco de suerte y la disciplina necesaria para mejor administrar nuestra libertad, podamos vivir mejorando poco a poco.