Las buenas y las malas personas.

Sabes con los años he descubierto algunas cosas.

Yo antes dividía a las personas entre Buenas y Malas y ahora no lo hago.

Y no lo hago porque somos más o menos Buenos según las presiones que suframos.

Porque si nos rodean los problemas seremos menos Buenos que sí vivimos tranquilos y en paz.

No hay malos de nacimiento como tampoco hay buenos de nacimiento.

Son nuestras circunstancias las que mandan.

Y también todas nuestras experiencias en la vida.

Eso todos lo sabemos.

Y por ello deberíamos actuar en consecuencia.

Sembremos paz y concordia.

Tratemos bien a los buenos y a los malos.

Porque todos somos malos o Buenos alternativamente en nuestras vidas.